22 junio 2013

Michael Jordan se ha tirado a la bartola

Michael Jordan, un mes después de retirarse del baloncesto profesional, reveló ayer detalles de su nueva vida hogareña y del «placer de no hacer nada». Jordan fue entrevistado por Oprah Winfrey, uno de los personajes más populares de la televisión estadounidense. 

Cuando le preguntó en qué ocupaba el día, el ex jugador de los Chicago Bulls, sin el menor rubor, respondió: «En nada», informa Efe. Jordan aclaró de inmediato que disfruta del placer de estar con su familia, su esposa Juanita y sus dos hijos, de llevar a éstos a la escuela, de jugar al golf, de responder a las cartas de sus admiradores y de dormir hasta tarde. 

Al recordar el asesinato de su padre, que fue una de las causas que provocaron su retirada, Jordan estuvo a punto de echarse a llorar. El jugador, de 30 años y con una fortuna calculada en 30 millones de dólares, desmintió los rumores de que podría volver a jugar al baloncesto o transformarse en golfista profesional.

No hay comentarios:

Publicar un comentario